Ritual de enero

Ritual de eneroDentro de pocas horas abrirá la puerta del despacho, encenderá velas e incienso, invocará a las musas… contemplará  la fotografía de su hija Paula, escuchará los susurros de los espíritus que la acompañan, respirará hondo y escribirá las primeras palabras en la cuartilla en blanco presa en la computadora. Hoy, 8 de enero, la escritora Isabel Allende da vida a una nueva historia.

No lo niego: daría hasta lo imposible por conocer a esta chilena raigal, a quien descubrí con 14 años cuando quedé prendido de la historia de Eliza Sommers y Joaquín Andieta en tiempos de la fiebre del oro. También yo zarpé del puerto de Valparaíso escondido en la embarcación donde se refugió la joven protagonista de Hija de la Fortuna, para acompañarla a buscar a su amado en la California del siglo XIX.

Desde entonces juré a Isabel una fidelidad inquebrantable hasta el fin de mis días y decidí sumarme a la lista de adictos a su literatura. Envuelto en el deslumbramiento, aprendí de su historia familiar, de aquel 8 de enero, cuando comenzó a escribir, en la cocina de la casa de Caracas, donde se refugió del Golpe de Estado del 11 de septiembre de 1973 perpetrado por Augusto Pinochet, una carta dirigida a su abuelo enfermo donde le contaba todo cuanto había aprendido de él.

Ahí nació La Casa de los espíritus, páginas que irremediablemente me remiten a anécdotas de mi familia y me recuerdan lo impredecible de la existencia humana. El más idílico paisaje puede transmutarse en un verdadero infierno de la noche a la mañana, como le sucedió a los Trueba cuando el militarismo irrumpió en aquel país latinoamericano.

Gracias a uno de mis tíos postizos tengo firmado por ella La ciudad de las bestias, el primer volumen de una trilogía dedicada a sus nietos. “Para Carlitos, Isabel Allende”, escribió cuando el cubano radicado en la Gran Manzana le dijo mi nombre. Ya lo sé, tales palabras no difieren de los cientos de dedicatorias que firmó ese día para miles de desconocidos, pero para mí constituyen uno de mis más preciados tesoros, aunque la frase suene manida.

Más allá de sus Veinte poemas de amor y una canción desesperada, le agradezco a Neruda el haberla acusado como la peor periodista de Chile, sentados en el salón de su casa en Isla Negra y le aconsejó dedicarse a la literatura “donde todos esos vicios son virtudes”, como ha confesado la propia Allende en muchas ocasiones.

Aun cuando no acatara el consejo y siguiera por la senda del Periodismo, la admiraría por la capacidad de defender su suelo con el arma de las palabras, pero de no cegarse y denunciar los males que laceraban al país, como lo hizo con la discriminación femenina cuando trabajó en la redacción de distintas publicaciones.

“El destino no puede torcerse”, dice siempre mi madre. De una forma u otra sabría de la existencia de la autora de El plan infinito. Escritora o periodista, le profesaría la misma admiración.

Desde este rincón del mundo bendigo el día en que doña Panchita, madre de Isabel, le regaló un cuaderno donde pudiera plasmar con palabras las ideas antes dibujadas por la niña en las paredes de su habitación porque “ese fue el inicio de una vida signada por la escritura”.

“Los sueños son fundamentales, nos ayudan a entender la realidad y sacar a la luz todo cuanto está enterrado en las cavernas del alma”, escribió en La suma de los días. Por eso me aferro a la ilusión de verla al menos un instante.

A miles de millas de distancia la imagino realizar su ritual de enero para dar vida a otro libro. Mientras,  hipnotizado por el apasionamiento que me recorre el cuerpo cuando escucho nombrarla, escribo estas palabras que quizás lea alguna vez, si por esos misterios tecnológicos de Internet llega por accidente a la Isla nuestra de cada día.  

Anuncios

Acerca de Carlos Luis Sotolongo Puig

Joven reportero con alma de cronista y fotógrafo aficionado. Desde Trinidad de Cuba cuento historias a quienes decidan acompañarme.
Esta entrada fue publicada en Historias y etiquetada , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

8 respuestas a Ritual de enero

  1. maria perez mena dijo:

    Buenos días Carlos, es una maravillosa noticia que Isabel Allende nos vuelva a regalar otra magnifica novela.
    La primera que lei un verano y fue por casualidad Retrato en Sepia y ahi ya me engancho hasta el ultimo que lei estos dias pasados de Amor.
    Un buen comienzo de año en todas tus actividades es lo que deseo para tí.

    Me gusta

    • Carlos Luis Sotolongo Puig dijo:

      Igualmente para ti, María. Después de tanto navegar por los mares de facebook logré suscribirme a tu página.
      Después de Hija de la fortuna leí Retrato en sepia con la historia de Severo del Valle. ya desde entonces mi fascinación por Isabel se había enraizado demasiado. Hace unos días me regalaron El cuaderno de Maya, que devoraré en cuanto termine mis pruebas de final de semestre. Buen año para ti y gracias por ser la primera en comentar este martes. Un beso

      Me gusta

  2. Roberto Glez dijo:

    Como siempre uno aprende algo cuando llegan los martes. Gracias carlos por este blog.

    Me gusta

    • Carlos Luis Sotolongo Puig dijo:

      Soy yo quien agradece siempre su criterio en este espacio, Roberto. Espero también padezca usted de esta “fiebre” de Isabel Allende, es una “enfermedad” maravillosa. Si todas las adicciones fueran como esa… bendita sean entonces! Saludos.

      Me gusta

  3. Carli, regresé a Cuba el 7 de enero y ando ¨perdido¨ con mis alumnos por La Habana, disfrutando en grande las maravillas de nuestra tierra. Pero si bien disfruto a lo hondo la naturaleza, las playas y las cubanadas cotidianas, tengo que sufrir las horrorosas conexciones a internet que la isla tiene. Así que perdóname que no haya comentado, pero esto es una tortuga y NO AGUANTOOOOOOOOOOOOOOOOOOO!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!
    Jajaja, ya descargué… Siempre te quiero.
    Manuel

    Me gusta

    • Carlos Luis Sotolongo Puig dijo:

      Yo sé que tú no te dejas intimidar por una conexión lenta jejejeje. Fíjate, que has llegado a la isla, aún cuando Internet se parezca mucho a una tortuga jejejeje. Nos vemos pronto! Un abrazo y gracias miles, como siempre.

      Me gusta

  4. JOSE F dijo:

    TE PROMETO HACER LO INDECIBLE PAR A QUE TU BLOG LE LLEGE A ISABEL!!!!!!UN ABRAZO Y LO UNICO QUE LE OBJETO AL POST D E HOY ES LO DE “TIO POSTIZO”. UN ABRAZOTE

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s