Definición

DefiniciónA mi hatajo de locos, por soportarnos tanto tiempo.

Mis amigos no son normales, siempre lo he dicho, y quienes han compartido con ellos me han confesado después que deben tener algunas “tuercas flojas”. Unos llegaron hace años, otros se sumaron después.

Fuera de ese grupo no tuve grandes compinches entre mis compañeros de clases, hasta llegar a la Universidad. Aunque estudiamos juntos desde preescolar hasta noveno grado, hoy mantengo contacto con muy pocos de aquellos 31. Cada quien tomó su rumbo al terminar Secundaria Básica;  apenas tres llegaron a los estudios superiores, el resto terminó el preuniversitario o una carrera en la enseñanza politécnica, a duras penas, no por falta de inteligencia, sino porque nunca simpatizaron con la superación profesional.

Pero siempre he tenido como asidero a mi “hatajo de locos”, como los he definido. No tenemos la misma edad; unos estudian en la Universidad, otros trabajan o buscan empleo, pero las historias de vida nos han llevado a querernos como hermanos.

Cuando tengo visita en casa, antes de presentárselos les advierto: “nosotros no somos muy cuerdos”. “¿Por qué?”, me preguntan… y prefiero se den cuenta ellos mismos porque es muy difícil explicarles que tenderse en la Carretera Central a mirar las estrellas, a plena madrugada, mientras arreglaban la rotura de la guagua; caminar disfrazados por Trinidad en fin de año para hacer reír a los niños; llamarnos a las tantas de la madrugada solo para saludarnos-sin borrachera de por medio-; preparar una comida en diciembre, siempre original- de dulces, sentados en cojines o  rodeados de lujosas copas y platos (prestados todos)-; pescar a pleno día, aunque el sol achicharre la espalda; hacer serenatas a medianoche sin guitarra; celebrar el día de San Valentín todos juntos, solteros y comprometidos… y tantas otras locuras no resultan comportamientos de personas con sano juicio.

Si es preciso nos tiramos de las orejas, nos regañamos. Siempre hay quienes van y vienen, quienes están a medias…, pero yo no imagino mi vida lejos de ese hatajo de locos a quienes les digo poco cuánto los quiero porque me cuesta expresarlo en público -prefiero escribirlo-, aunque la mayoría no conozca de blogs y apenas dos de ellos han podido llegarse, conexión mediante, a la isla nuestra de cada día.

Nos han llamado de todo: desde “bichos raros” hasta “futuros curas y monjas” cuando hemos atravesado la ciudad con el sacerdote o la religiosa rumbo al campo a jugar con los niños de las comunidades. No pocos han quedan boquiabiertos si nos ven bailar y tomar cerveza en la discoteca, los sábados en la noche, o si brindamos con vodka a la orilla del mar. ¡Ay, las mentes estereotipadas-resultado de tantos años de inculcar que la fe es cosa de blandengues-, no puede aceptar que seamos seres corrientes!

La definición más ocurrente la acuñó un hombre parco en palabras, padre de una integrante de este hatajo de locos. Él veía fotos en la computadora, junto a su esposa e hija. Apareció una imagen de una boda donde estaban todos juntos, apretujados (yo no pude ir a la ceremonia). En aras de encontrar el calificativo perfecto él dijo: “Tú los ves así y te da la sensación de que son…-sostenía y movía las manos en un gesto de simular una masa compacta, indisoluble-. Todos ellos, incluyendo los que no están, son… son…-repetía y seguía explorando en su memoria- Ellos son…, ellos son… ellos son un ESO”.

Anuncios

18 Respuestas a “Definición

  1. Dr.Mario Alberto Triana Estrada

    Conozco muchos de tus amigos, a pesar de sus tuercas esten medio sueltas son exelentes , disfrutalos .Un buen amigo es como un familiar cercano ,eso te lo grantizo pues la vida me ha enseñado a aprender de los buenos amigos , Un Abrazo hermanito

    Me gusta

    • Carlos Luis Sotolongo Puig

      Eso sí, Mayi, son únicos y los adoro!!! Tal vez la lista de mis amigos sea muy corta, pero los que tengo son “de ley”, como el oro puro. Suertudo yo!!! Un besote.

      Me gusta

  2. Hola Carli, excelente comentario el que hoy leo, me gusta , ya que trata sobre todo dos temas que siempre son motivo de controversia.Por un lado el de “las tuercas flojas”, como tu muy bien dices los estereotipos nos acompañan y es el arbol que no nos deja ver el bosque en la mayoria de ocasiones, cada uno vive como quiere, siempre y cuando no ofendamos al projimo , aunque no dudamos en pensar que los que no hacen lo que nosotros hacemos tienen las tuercas flojas y posiblemente ellos piensen lo mismo de nosotros.Por otro lado esta la cuestion de la amistad, cuando es verdadera es bella y quien tiene una amistad de esas se puede considerar una persona muy afortunada, y ligando una cosa con la otra, mi gran amigo, mi amigo del alma al que escucho y reprendo cuando es necesario(el hace lo mismo) un dia me dijo que no habia mayor placer que sentarte tranquilo con tu libro preferido , un buen cigarro y leer……aunque la gente pensara que es un aburrido es su forma de divertirse…aunque tambien le gusta el ron y la cerveza¡ un abrazo.

    Me gusta

    • Carlos Luis Sotolongo Puig

      Muy buena tu definición de los estereotipos, Manel, me será muy útil cuando escriba de ellos. La amistad, si es verdadera, no entiende de etiquetas y encasillamiento. Por eso nos queremos tanto ese hatajo de locos y yo, porque nos respetamos, nos regañamos, nos adoramos. Cada quien se divierte como quiere, y eso que comentas del respeto es algo que padece nuestra sociedad cubana hoy día: esa mala costumbre de fruncir el entrecejo si algo no está “como debe ser”. Es este un tema tan relativo como la vida misma… lástima que algunos solo vean las cosas en blanco y negro. Un abrazo. Qué bueno que regresas a este espacio de martes.

      Me gusta

  3. Buenos días Carlos, que maravilla, que bonito es compartir con amigos esos momentos tan divertidos, únicos, que quedan ahí para siempre. Espero algún día poder conocerte en persona, yo tambien perdí algun tornillo y todavia a mis años no lo encontre , pero ese toque de “tuerca floja” como lo defines es fantástico, te aporta una alegria contagiosa que hace que los amigos hagamos “piña” que decimos por aquí.
    Un abrazo enorme y que tengas una excelente semana

    Me gusta

    • Carlos Luis Sotolongo Puig

      Ya verás, María, que ese encuentro tan esperado llegará cuando menos lo planifiquemos. Bien sabes que en Trinidad, las puertas de mi casa están abiertas y si nos unen “tornillos flojos” pues mejor. A veces es mejor ser un “freek”, como dicen en inglés, que un ser corriente. Tiene un saborcito especial, y a fin de cuentas muchos matarían por tenerlo. Un beso grande y también te deseo la mejor de las semanas.

      Me gusta

  4. Carli, tu post de hoy me ha llenado de nostalgias y lindos recuerdos. También a nuestro grupo les decían epítetos (y si no pregúntale a tu padre), pero éramos tan felices de vivir con nuestras locuras y ocurrencias. También me ha recordado una bellísima canción de Serrat que es un himno a la amistad, “Las malas compañías”. Te copio aquí la letra y el link del vídeo.
    LAS MALAS COMPAŇĺAS
    Mis amigos son unos atorrantes.
    Se exhiben sin pudor, beben a morro,
    se pasan las consignas por el forro
    y se mofan de cuestiones importantes.

    Mis amigos son unos sinvergüenzas
    que palpan a las damas el trasero,
    que hacen en los lavabos agujeros
    y les echan a patadas de las fiestas.

    Mis amigos son unos desahogados
    que orinan en mitad de la vereda,
    contestan sin que nadie les pregunte
    y juegan a los chinos sin monedas.

    Mi santa madre
    me lo decía:
    “cuídate mucho, Juanito,
    de las malas compañías”.

    Por eso es que a mis amigos
    los mido con vara rasa
    y los tengo muy escogidos,
    son lo mejor de cada casa.

    Mis amigos son unos malhechores,
    convictos de atrapar sueños al vuelo,
    que aplauden cuando el sol se trepa al cielo
    y me abren su corazón como las flores.

    Mis amigos son sueños imprevistos
    que buscan sus piedras filosofales,
    rondando por sórdidos arrabales
    donde bajan los dioses sin ser vistos.

    Mis amigos son gente cumplidora
    que acuden cuando saben que yo espero.
    Si les roza la muerte disimulan.
    Que pa’ ellos la amistad es lo primero

    Joan Manuel Serrat


    Un beso grande!

    Me gusta

    • Carlos Luis Sotolongo Puig

      Soy yo al que has puesto melancólico con esta letra de Serrat, Mayra, y te confieso que alguna lagrimita ha aparecido por ahí. No sé qué sería de mí sin estos locos míos, sin estos amigos de los buenos. A veces me pongo a pensar qué será del mañana, cuando cada quien tome su rumbo…, pero enseguida trato de alejar esos nubarrones para no ponerme triste, porque, ya habrá tiempo para eso. Por el momento, a disfrutar mientras los tenga cerca!!!
      Un beso para ti.

      Me gusta

  5. Jajjajajaj me encanta!!!! Te quiero flaco

    Me gusta

  6. Volao, asere! Quién no se considera feliz con sus amistades? Todos hemos disfrutado de alguien así. No tengo muchos amigos, pero los que me quedan valen por millones. Te puedo mencionar tres muy especiales e inolvidables: José Francisco “mi niuyorquino”, Yansert Fraga y un tal Carlitín, un tipo chévere y talentoso al que quiero una pila, de aquí y la Luna ida y vuelta y del tamaño de la mar… Chao pescao!

    Me gusta

    • Carlos Luis Sotolongo Puig

      Yo tampoco soy de muchos amigos, Manuel, mi lista no llena ni la mitad de una cuartilla en blanco, pero tampoco quiero ser como Roberto Carlos, y ♪ tener un millón de amigos ♪, siempre me ha parecido una gran estupidez presumir de tener muuuuchas amistades, porque al final, a la hora de la verdad, son muy pocos los que responden al llamdo. por eso me quedo con mis loquitos, porque sé que cuando llame a sus puertas, me responderán sin pensarlo dos veces. Y bien sabes que entre ellos estás tú!!!!!

      Me gusta

  7. Héctor Jesús Betancourt García

    Error: por favor, completa los campos requeridos (nombre, correo electrónico).Error: por favor, completa los campos requeridos (nombre, correo electrónico).

    Me gusta

  8. Héctor Jesús Betancourt García

    Amigos…!!!!! Definición ocurrente ” atajo de locos” si amigos de verdad son realmente pocos, los que están a nuestro lado y son capaces de mirar las estrellas y reír , también llorar y ponerte la mano en el hombro, darte un abrazo fuerte, por la pérdida de un ser querido. Eso son amigos!!!!
    Sabes por que soy tu Padrino, no ?
    No quiero mencionar nombres, pues realmente, ya hace 19 años que no vivo en Trinidad, pero los amigos que un día dejé, aún perduran, están ahí , en mi vida, en mi corazón. Un fuerte y cariñoso abrazo a mis amigos. Un beso grande a ti Carli, por tan especial post y original frase ” tuercas flojas”

    Me gusta

    • Carlos Luis Sotolongo Puig

      Claro que sé por qué eres mi padrino!!!! porque formas parte del hatajo de locos de Galinka. Eres su loquito más querido jijijiij 😉 Un besote para ti y miles de gracias por ser ese loco mío tan especial. Tú también tienes tus “tuercas flojas”, y eso me encanta!!!!!!

      Me gusta

  9. Pingback: Las cigüeñas me traerán sobrinos | Isla nuestra de cada dia

  10. Pingback: Milagro de otoño | Isla nuestra de cada dia

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s